Skip to main content

Técnicas de Protección del Cabello Rizado al Nadar en Piscinas o en el Mar: Consejos desde Rizadotas.

Bienvenidas rizadas a nuestro rincón al cuidado de tus rizos. En esta entrega, nos sumergiremos en el tema de cómo proteger y mantener la vitalidad de tus rizos mientras disfrutas de un chapuzón en la piscina o en el mar. Sabemos que el cloro y la sal pueden ser enemigos temibles para los rizos, pero ¡no te preocupes! Estamos aquí para proporcionarte consejos expertos y técnicas infalibles que mantendrán tus rizos envidiables.

Preparación Antes de Sumergirse:

  1. Aceites para Proteger Rizos en Piscinas: Antes de lanzarte al agua, considera aplicar un delicado aceite protector en tus rizos. Los aceites como el aceite de argán o el aceite de coco crean una barrera que repele los químicos presentes en el agua de la piscina y protege tus rizos de los daños.
  2. Acondicionadores para Cabello Rizado y Piscina: Antes de sumergirte, aplica un acondicionador sin enjuague o una loción protectora. Estos productos actúan como escudo, manteniendo la humedad de tus rizos y protegiéndolos de los efectos dañinos del cloro. También puedes saturar tu cabello con agua ya sea de la ducha o en un spray mezclada con un Leave in para que así, el cabello absorba ese agua en vez de la de la piscina.

Cuidados Posteriores al Agua:

  1. Champús Suaves: Después de nadar, trata a tus rizos con un champú suave y libre de sulfatos. Esto eliminará los residuos de cloro y evitará la resequedad que a menudo se asocia con los productos químicos de la piscina.
  2. Hidratación Profunda Post-Nadada: Una mascarilla capilar hidratante después de nadar puede ser tu mejor amiga. Devuelve la hidratación y los nutrientes pero no olvides mantener un equilibrio con las proteínas, para mantener la resistencia en el cabello.
  3. Peinados Protectores para Rizos en el Agua: Antes de zambullirte, opta por un peinado protector como trenzas sueltas o un moño alto. Este tipo de peinados reducirán el roce y minimizarán los enredos mientras disfrutas del agua.
  4. Sombreros, gorras y pañuelos. La protección física es la mas efectiva para evitar mayores daños y evitar quemarte el cuero cabelludo.

Consejos para un Día en el Mar:

  1. Combate el Frizz en el Mar: Los rizos y la humedad del mar pueden ser una combinación complicada. Usa una crema anti-frizz antes de lanzarte al agua. Esto ayudará a mantener tus rizos bajo control incluso en condiciones de alta humedad.
  2. Productos Resistentes al Agua y al Sol: Busca productos específicos para cabello rizado que sean resistentes al agua y ofrezcan protección UV. Esto no solo protegerá tus rizos del agua salada y los rayos solares, sino que también preservará su forma y textura.
  3. Proteger Rizos Teñidos en el Mar: Si tienes rizos teñidos, el cuidado es aún más crucial. Opta por productos formulados para cabello teñido y considera enjuagar tus rizos con agua dulce después de nadar para reducir la decoloración. Recomendamos siempre el uso de protector térmico y solar para evitar mayor oxidación

El Toque Final:

  1. Rutina Capilar Post-Nadada: Después de un día de natación, sigue una rutina capilar que incluya acondicionamiento y peinado suave. Aplicar una crema para peinar adecuada puede ayudar a restablecer la forma y la textura de tus rizos.ç
  2. Cuidado del Cuero Cabelludo: No olvides que el cuidado del cuero cabelludo es esencial. Lava y masajea tu cuero cabelludo para eliminar cualquier residuo de productos y promover la circulación.

¿Cómo afecta el agua clorada al cabello?:

  1. Decoloración: El cloro puede causar decoloración en el cabello, especialmente en cabellos teñidos o naturalmente claros. Puede causar que el cabello rubio o castaño claro se vuelva verdoso o amarillo debido a la interacción entre los productos químicos del cloro y los pigmentos del cabello.
  2. Resequedad y daño: El cloro puede eliminar los aceites naturales del cabello y la capa protectora, lo que puede llevar a la resequedad, la fragilidad y el daño. Esto puede hacer que el cabello se vuelva áspero, quebradizo y propenso a las puntas abiertas.
  3. Pérdida de brillo: La exposición al cloro puede hacer que el cabello pierda su brillo natural y se vuelva opaco debido a la pérdida de humedad y la degradación de la cutícula externa del cabello.
  4. Cambios en la textura: El cabello tratado con cloro y expuesto al sol a menudo puede volverse áspero, enredarse con facilidad y ser difícil de manejar

¡Recuerda, un cuidado adecuado antes, durante y después del chapuzón es la clave para mantener tus rizos radiantes y saludables en cualquier entorno acuático!

Esperamos que esta guía te ayude a mantener tus rizos envidiables mientras disfrutas del agua.